España, de momento, no está por la labor

Es triste, pero nuestro país, España, de momento no contempla la Gestación Subrogada como una alternativa factible para llevarla a cabo en nuestras clínicas. La legislación española acepta que los bebés nazcan en los paises donde esté autorizada y que aquí posteriormente a su llegada, se les reconozca como hijos de sus progenitores. La posibilitad de que una mujer pueda acceder a gestar el hijo de otra pareja o persona, hoy por hoy no está permitido. Hay quienes piensan que si tal vez una hermana, o amiga se prestase…pero no es cuestión de encontrar alguien dispuesto, que seguro que lo habría, sino de que la legislación solo reconoce como madre a la persona que ha alumbrado al bebé.

Diferente es el caso en las gestaciones subrogadas en el extranjero, en países donde si está autorizada, porque el bebé  llegaría a España con su documentación en regla y los apellidos de ambos  padre y madre, o como en el caso de Ucrania, por ejemplo, con el apellido del padre, y aquí la madre habría de formalizar la adopción del pequeño. Fácil y rápido.

Desde hace un tiempo, y ante el incremento de personas que recurren a esta técnica en países extranjeros, como única solución para poder ser padres y madres, claro está, algunos partidos políticos han empezado a replantearse el tema y han presentado algunas iniciativas legislativas que de momento están muy lejos de ser una realidad, y tampoco responden como una opción práctica  al problema.

https://politica.elpais.com/politica/2017/06/27/actualidad/1498547026_594714.html

https://politica.elpais.com/politica/2018/02/16/actualidad/1518792683_981676.html

Entre tanto, las miles de personas que actualmente está buscando una salida a su problema de infertilidad, o a la imposibilidad de ser padres, no pueden esperar a que a que la situación en nuestro país cambie y se autorice la GS aquí. En muchos casos las parejas apuran en tratamientos  y múltiples intentos su tiempo, y cuando se deciden por esta técnica de reproducción asistida en algún país autorizado, su edad ya no aconseja esperar a que jueces y políticos consideren ético o «estético» poder permitir que aquí mujeres sanas y generosas puedan ayudar a personas que no pueden gestar por si mismas.

Hoy por hoy no queda otra opción: en Europa, en Estados Unidos, más cerca de lo que creemos hay países donde puede gestarse nuestro bebé. Animo !!